Síntomas de la depresión

La tristeza y la melancolía son sentimientos que surgen a lo largo de nuestra vida, al igual que la alegría y el placer. Los dos primeros pueden presentarse de manera constante por varios periodos de tiempo, no obstante, cuando la aparición de estos es incesable ya se denomina como depresión. La depresión es un trastorno que puede interferir en tu vida haciéndote sentir triste, abatido y perdido. Los síntomas de la depresión son variados y se presentan de distintas maneras.

depresión

¿Qué causa la depresión?

Los factores que causan este trastorno son variados, pero básicamente sucede por un descenso drástico de la serotonina a nivel de las uniones neuronales. Por esto mismo, para su tratamiento es constante el uso de fármacos capaces de hacer que dichos niveles de serotonina vuelvan a su estado natural.  En este también afectan factores personales y ambientales.

Síntomas de la depresión

Los síntomas de la depresión pueden variar dependiendo de cuán grave sea el episodio depresivo que se presente en tu vida. Así como esta puede presentarse por cortos períodos de tiempo, también puede experimentarse a largo plazo y generar síntomas distintos. Los síntomas comunes que pueden presentarse son:

  • Disminución de interés o de la capacidad del placer en casi todas las actividades que se vayan a realizar.
  • Pérdida importante de peso. También puede verse un aumento excesivo.
  • Insomnio
  • Exceso de fatiga.
  • Sentimiento excesivo de culpabilidad o inutilidad.
  • La concentración tiende a ser nula, así como un estado de indecisión.Los síntomas de la depresión se presentan en el inicio del trastorno y estos se vuelven parte de tu día a día. Además del tratamiento farmacológico es importante que el paciente siga con un post-tratamiento para no volver recaer. Por otra parte, es importante tener pensamientos positivos y cuidar la salud física.

¿Qué son los tics nerviosos?

Consiste en un conjunto de movimientos involuntarios incoordinados y de breves interjecciones vocales, que forman un grupo más o menos acentuado, más o menos vistoso de tics. Se calcula que afecta en promedio a cinco de cada diez mil personas y es tres veces más frecuente entre los hombres que en las mujeres.

Cómo se manifiesta

El trastorno surge de pronto en la infancia, entre los cuatro y los diez años. Inicialmente los tics consisten en movimientos repetidos involuntarios de la cara, la cabeza y los brazos. A veces, se agregan los tics vocales, que son palabras poco comprensibles.

Cómo se combate

Por suerte, casi en la mitad de los casos los tics nerviosos se resuelven espontáneamente en los años de la adolescencia. Tienden a perdurar las formas ligadas a conflictos familiares. El médico intentará dominar las manifestaciones con sedantes suaves.El interlocutor natural del paciente afectado por esta enfermedad es el psiquiatra. Algunos casos requieren la atención de un, psicólogo mediante el cual la persona afectada podrá desentrañar los conflictos que se expresan a través de estos movimientos.

Diferencia entre angustia y depresión

  • En la depresión uno no tiene ganas de nada y permanece encerrado en sí mismo. En cambio la angustia no paraliza. Puede aparecer mientras uno está realizando sus tareas habituales pero a pesar del displacer evidente uno se siente con fuerzas para continuar con lo que estaba haciendo.
  • El aburrimiento generalizado también es un síntoma propio del estado depresivo y no necesariamente de la angustia.
  • Una actitud típica de la depresión es permanecer tirado en la cama aun de día y sin haber hecho una actividad que justifique el cansancio.
  • A veces ambas emociones pueden ir acompañadas.
  • Ante la muerte de un ser querido es normal sentir tristeza y angustiarse. Sin embargo si el duelo se prolonga demasiado tiempo e impide continuar disfrutando de la vida ya no se trata de una tristeza lógica sino de una depresión.
  • Los cambios marcados en el sueño y en el apetito son síntomas de depresión y no de una angustia pasajera. Aunque la angustia y también la ansiedad pueden aparecer al sentir que no se logra manejar estas conductas.

Consejos para combatir el insomnio

El insomnio es el trastorno más frecuente en las personas. Esta reducción de sueño puede afectar de modo negativo la vida del individuo causando deterioro social, ocupacional, entre otros. Esta enfermedad puede durar tanto unas semanas como unos meses o años. Si sufres de él, puedes seguir estos consejos para combatir el insomnio.

Causas del insomnio

Existen diversos factores que desencadenan esta enfermedad, como la ansiedad o la depresión, que son los principales que causan el insomnio. También existen causas externas, como el consumo de cafeína en grandes cantidades, siestas o actividades físicas antes de dormir.

Cómo combatir el insomnio

  • Uno de los consejos para combatir el insomnio es evitar hacer alguna actividad física antes de dormir. El deporte libera endorfinas que pueden hacer que se dificulte la conciliación de sueño.
  • Se recomienda tener un ambiente relajado para dormir. Si se tiene un ambiente adecuado para relajarse y se está cómodo, entonces será más fácil dormir.
  • Evitar tener cerca objetos que puedan despertarnos es fundamental. Es recomendable no tener cerca algún objeto que haga ruido y que se capaz de quitarnos el sueño o distraernos.

Consecuencias del insomnio

El insomnio y la falta de horas de sueño pueden traer consigo muchas consecuencias que son evidentes en el día a día. Con este se presenta una disminución en la falta de atención, deterioro de la respuesta motora, deterioro de funciones cerebrales y puede llegar a empeorar la memoria entre otras consecuencias.

Las personas que sufren de este trastorno pueden llegar a sufrir mucho, ya que, como ya se mencionó, el cuerpo y la mente empiezan a deteriorarse mientras menos horas de sueño tengan. Por eso, es recomendable seguir estos consejos para combatir el insomnio y cumplir constantemente las horas de sueño justas y necesarias que son recomendadas.

Síntomas de la ansiedad

La ansiedad es un proceso adaptativo que nos hace estar más alerta a las situaciones consideradas alarmantes. Esto es normal, un proceso adaptativo que te permite estar más alerta mejora el rendimiento y moviliza el organismo. Sin embargo, a veces se presenta de manera negativa y perjudica la salud del individuo. De igual manera, los síntomas de la ansiedad tienden a presentarse de manera diferente dependiendo del individuo que la padezca, y aquí vas a saber cómo llegan a ser estos.

Factores que desencadenan la ansiedad

Como ya se comentó, esto es un proceso adaptativo que te prepara para las situaciones que se presenten en la vida. Existen varios factores que desencadenan este proceso, pero, para resumir esto, se manifiesta cuando tenemos alerta de amenaza, es decir, nos sentimos ansiosos cuando detectamos una amenaza o algo similar a su naturaleza.

Síntomas que se presentan en la ansiedad

  • Los síntomas de la ansiedad que se generan físicamente normalmente son taquicardia, palpitaciones, falta de aire, presión en el pecho, rigidez, entre otras. Si la activación de la ansiedad es muy fuerte, también se puede presentar falta de sueño y alteración en la alimentación.
  • Psicológicamente se presentan como sensaciones de agobio, sensación de amenaza o de peligro, inseguridad, sensación de vacíos y, en casos más extremos, tendencias suicidas.
  • Nuestra conducta puede cambiar de manera drástica. De esa manera, entre los los síntomas de la ansiedad se puede observar torpeza, impulsividad, inquietud y un estado de alerta constante.
  • También, se pueden observar síntomas a la hora de socializar. En este caso el individuo se nota más irritable, se le complica iniciar una conversación o continuar esta y también se ve un tanto distante. 

    Los síntomas de la ansiedad tienden a presentarse de diferentes maneras en los individuos. La ansiedad no se clasifica como una enfermedad, pero si no se sabe sobrellevar puede causar muchos problemas psicológicos a quien lo padece.